PARA ENTENDER EL PARO DE LA POLICIA ESTATAL EN OAXACA

PRI, el amo de policías paristas

Lo mas reaccionario del PRIAN detras del paro.

Lo mas reaccionario del PRIAN detras del paro.

Gildardo Mota Martes, 17 Febrero 2015

Samuel Gurrión Matías, diputado federal del PRI, “creyente” del cristianismo y aspirante a la candidatura del Gobierno del Estado en 2016, es uno de los promotores del movimiento de Policías Preventivos que se mantienen en paro desde el 30 de enero, pues aportó cerca de 300 mil pesos para la constitución de una agrupación civil conformada por gendarmes encabezados por Jeyco Pérez Morales.

Durante la última semana de septiembre de 2014, Samuel Gurrión Matías entregó la citada suma de dinero a Jeyco Pérez Morales, Isis Christian Vásquez López, Berenice Soria Osorio y Selene Berenice García Mendoza, esto en sus oficinas ubicadas sobre la calle de Belisario Domínguez, en la colonia Reforma de la ciudad de Oaxaca, y con la condición de que dicha agrupación, una vez conformada, lo apoyaría en sus aspiraciones para ser gobernador de Oaxaca.

Al recibir los casi 300 mil pesos, Jeyco Pérez Morales prácticamente vendió el movimiento de policías paristas al entrometer al Partido Revolucionario Institucional, por lo que pese a los acuerdos alcanzados con la Secretaría General de Gobierno, ha optado por romper las mesas de negociación, pues su principal compromiso es con el diputado federal del PRI y no con los policías.

Pérez Morales contaminó el movimiento de los Policías Preventivos al permitir la injerencia y respaldo económico de: el ex gobernador José Nelson Murat Casab a través de Enrique Toro Ferrer, el diputado federal Samuel Gurrión Matías, el delegado de la CTM en Oaxaca Carlos Alberto Mejía Gil y Álvaro Reyes Sánchez, Regidor de Agencias y Colonias del Ayuntamiento de la Ciudad de Oaxaca, todos ellos integrantes del PRI.

Murat Casab habría entregado cerca de 90 mil pesos a través de Toro Ferrer al grupo que encabeza Jeyco Pérez Morales, esto durante la segunda quincena de septiembre de 2014, precisamente luego del día 22, cuando los policías tomaron las instalaciones de la secretaría de Seguridad Pública, la Oficialía Mayor y el C4, aun cuando la orden del operador político del ex gobernador era la de posesionarse de todas las oficinas del Poder Ejecutivo.

En su desesperación por encontrar padrino político, Pérez Morales pidió el apoyo de la CTM a través de Álvaro Reyes Sánchez para conformar una agrupación civil de Policías Preventivos, misma que una vez constituida se afiliaría al citado sector obrero del PRI.

A lo anterior se suma la entrega en calidad de compensación de 200 mil pesos que concediera una empresa de Monterrey a Jeyco Pérez Morales, ante el retraso en la entrega de uniformes para los Policías Preventivos, esto en la última semana de diciembre de 2014, el citado recurso económico debió repartirse entre todos los elementos, sin embargo el dinero sólo quedó en manos del grupo de Jeyco Pérez Morales.

Existen también dos cuentas bancarias radicadas en Bancomer y Banamex, en donde desde septiembre de 2014, Pérez Morales registra depósitos de 50 a 60 mil pesos mensuales, dinero que sería utilizado para financiar el movimiento de los policías paristas, y de cuyos movimientos financieros tienen conocimiento los titulares de las Secretarías General de Gobierno, Seguridad pública y Administración.

Historia de un movimiento en venta

En marzo de 2014 inicia el movimiento de los Policías Preventivos, en aquella ocasión el diputado local del PRI, Fredy Gil Pineda Gopar, por órdenes del líder de la bancada priísta, Alejandro Avilés Álvarez, ofrece apoyo a los uniformados inconformes, el respaldo sólo queda en palabras y el movimiento carece de dirigentes, aunque la tropa logra conformar un pliego con 18 peticiones, mismas que son atendidas hasta septiembre del mismo año.

Durante la primera quincena de septiembre de 2014 se conforma una comisión negociadora de Policías Preventivos, quienes sostienen el primer encuentro con el presidente de la comisión permanente de Protección Ciudadana de la LXII Legislatura Local, Carlos Ramos Aragón, quien a su vez los enlaza con la Secretaría General de Gobierno, cuyo titular, Alfonso Gómez Sandoval, no alcanza a dimensionar el movimiento policial, por lo que comisiona al subsecretario, Jorge Ruiz Martínez, primo del ex gobernador, Ulises Ruiz Ortiz, y hermano de Romeo y Héctor Ruiz Martínez, ex funcionarios del Gobierno del Estado.

Entre el 19 y 20 de septiembre, en plenas negociaciones, el grupo de Pérez Morales fractura el movimiento, es entonces cuando Eunice López, empleada de la Caja de Ahorro al servicio de Policías Preventivos enlaza al citado dirigente de policías con Enrique Toro Ferrer, quien a su vez los vincula con el ex gobernador José Nelson Murat Casab.

Toro Ferrer ordena al grupo de Pérez Morales tomar todas las oficinas del Poder Ejecutivo para hacer presión efectiva y contundente, sólo que el dirigente de los policías paristas flaquea y toman las oficinas de la SSP, Oficialía Mayor y el C4, esto molesta al operador de Murat y se distancia del movimiento, aunque sí entrega los 90 mil pesos al grupo de Jeyco.

El 24 de septiembre al interior del cuartel de Santa María Coyotepec la tropa se inconforma y exige solución al conflicto, por lo que el comandante Enerino García Cordero conduce a Jeyco Pérez Morales ante la presencia del diputado federal del PRI, Samuel Gurrión Matías, quien ofrece un apoyo económico para la propuesta de conformar una agrupación civil de Policías Preventivos, así como su gestión ante el Poder Ejecutivo para que destrabar el conflicto y satisfacer todas las peticiones de los elementos de la corporación.

Pero el 27 de septiembre Samuel Gurrión Matías abandona a los policías inconformes, aunque antes ya existía inconformidad por parte de un gran número de elementos que se oponían a que se infiltraran partidos políticos en el movimiento, la noche de ese mismo día, la SEGEGO atiende todas las peticiones de los policías y el conflicto se supera.

El 28 de septiembre los policías retornan a sus labores, sin embargo el grupo de Jeyco Pérez Morales no se reintegra y con apoyo del comisionado, Víctor Alonso Altamirano reactivan el movimiento, sublevan a la mayor parte de elementos de todas las partidas, con el supuesto argumento de difundir los acuerdos, ese mismo día Samuel Gurrión se reúne con los inconformes y exige a Jeyco cumplir con su palabra: conformar la asociación civil 14 de Septiembre, Mi Familia, Mi Honor y Mi Estado.

Cuando Gurrión Matías rinde su segundo informe de labores, el 20 de octubre, Pérez Morales busca el apoyo de la CTM para conformar la agrupación civil, Alvaro Reyes Sánchez, regidor de agencias y colonias del Ayuntamiento de la Ciudad de Oaxaca vincula al dirigente de los policías paristas con el delegado de la CTM, Carlos Mejía Gil, quien opta por guardar distancia, aunque el concejal por otra vía continúa respaldando al dirigente de policías.

Explore posts in the same categories: Prensa

Etiquetas: , , , , ,

You can comment below, or link to this permanent URL from your own site.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: