ACCIÓN URGENTE: EXIGIMOS JUSTICIA POR LA DESAPARICIÓN FORZADA Y EL ASESINATO DE GUSTAVO ALEJANDRO SALGADO DELGADO.

DSC00992

(Actualización y ampliación sobre el caso)

México, Distrito Federal, a 27 de febrero del 2015

A los Organismos Nacionales e Internacionales de Defensa de los Derechos Humanos.

Al Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos.

A la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos.

A la Comisión Nacional de los Derechos Humanos.

A las Organizaciones Independientes de Derechos Humanos.

El pasado 3 de febrero, en el Municipio de Villa de Ayala, Estado de Morelos, se registró la DESAPARICIÓN DE GUSTAVO ALEJANDRO SALGADO DELGADO, de sexo masculino, de 32 años de edad, dirigente nacional de la organización social Frente Popular Revolucionario (FPR), al día siguiente, 4 de febrero FUE HALLADO TORTURADO Y DECAPITADO en campos del mismo municipio por un equipo de la Policía de Investigación Criminal de Cuautla; frente a estos hechos, el proceso de investigación que realiza la Fiscalía de Cuautla a cargo de la Fiscalía General del Estado de Morelos, tiene una serie de desatenciones e irregularidades, que generan un temor fundado de que hay poco interés por esclarecer las causas profundas y reales de la desaparición y asesinato cometido en contra de Gustavo A. Salgado Delgado; dicho desinterés pasa por la falta de atención a eventos anteriores y posteriores al asesinato que deberían de formar parte de las líneas de investigación del caso, entre ello se ha dado un mayor hostigamiento por parte de grupos sospechosos vinculados a los detenidos, asociados al crimen organizado y a autoridades del municipio, hostigamiento en contra de dos comunidades del municipio de Villa de Ayala, Morelos (Emiliano Zapata conocido como El Chivatero y al Campamento Indígena de Ayala ubicado frente al balneario el Axocoche). Por lo anterior exponemos los siguientes:

ANTECEDENTES:

  1. GUSTAVO ALEJANDRO SALGADO DELGADO, fue sido militante y dirigente de diversas organizaciones, entre ellas, desde el año 2003 siendo estudiante se incorporó a las filas de la Unión de la Juventud Revolucionaria de México (UJRM), en el año 2004 fue miembro del Comité Preparatorio Nacional del XIX Campamento Internacional de Juventud Antifascista y Antiimperialista (CIJAA), realizado en la UNAM a finales de julio y principios de agosto del 2004. Durante su militancia en la UJRM, ocupó diversos cargos de dirección, por varios años fue miembro del Comité Central de esta organización juvenil.

  2. GUSTAVO ALEJANDRO SALGADO DELGADO, desde el año 2006, se convirtió en miembro de Comité Central del FPR, siendo parte de la Comisión Ejecutiva Nacional del FPR hasta el momento de su asesinato. Al interior del FPR desempeñó además diversos cargos, entre ellos ser miembro y responsable del Comité Estatal del FPR en Morelos, comisionado por parte del Comité Central para atender el trabajo en los estados de Querétaro, San Luis Potosí, Veracruz y Guerrero, etc.

  3. Durante el año 2008, en el Estado de Morelos y todo el país se inconformaron ante la reformas en materia educativa en lo que se conformó el Movimiento Magisterial de Bases y que en el caso del Estado de Morelos este movimiento se prologó y tuvo trascendencia nacional; Gustavo A. Salgado D., estuvo activamente y dedicado enteramente a organizar la solidaridad con este movimiento; a partir de entonces fue objeto de señalamientos a través de los medios de comunicación el Estado Mexicano, como uno de los dirigentes de dicho movimiento, inclusive en diversos medios periodísticos se filtró que el Centro de Inteligencia y Seguridad Nacional (CISEN) desde entonces lo estaba investigando.

  4. En el año 2009, con el despido de más de 40 mil trabajadores del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), se conformó el movimiento de resistencia y lucha de dicho sector apoyado por diversas organizaciones a nivel nacional, entre ellas el FPR en el Estado de Morelos, encabezado por Gustavo A. Salgado Delgado principalmente, quien apoyó de manera constante la lucha de los trabajadores electricistas por la reinserción laboral.

  5. De manera permanente y sin escatimar esfuerzos, el compañero Gustavo A. Salgado Delgado apoyó las luchas de mayor impacto en el Estado de Morelos, tales como la lucha de la comunidad de Huexca contra la Termoeléctrica instalada en dicha localidad; la lucha contra el acueducto que conduciría el agua de Cuautla, Ayala y otras comunidad, hacia la Termoeléctrica de Huexca, así mismo se solidarizó de manera permanente a todos los pueblos que Puebla-Tlaxcala y Morelos que luchan contra el Gasoducto que pasa por esta región.

  6. En marzo del 2014 Gustavo A. Salgado Delgado fue detenido por aproximadamente 7 miembros de la policía estatal en una manifestación pacífica que se llevaba a cabo afuera de la tesorería municipal de Cuernavaca como parte de una actividad de demanda del frente ciudadano en contra de los cobros excesivos municipales, la detención se dio en un momento en el que Gustavo A. Salgado D. se metió a reclamar a los policías que empujaran a mujeres de la tercera edad, fue que lo jalaron y golpeándolo, lo subieron a una camioneta de la policía, donde posteriormente se le trasladó a una camioneta cerrada y se le llevó a la Procuraduría del Estado, donde desde el primer instante la gente de la manifestación siguió a la policía y exigió su pronta liberación ante la no comisión de ningún delito. Ante la presión y la falta de ún solo argumento que justificara dicha detención fue puesto en libertad a las 8 horas de la detención, aclarándose que no quedaba expediente abierto por dicha situación que manchara su reputación y dignidad.

  7. La más reciente actividad de Gustavo A. Salgado Delgado se había circunscrito en la organización de las comunidades migrantes del oriente de Morelos, para luchar por las demandas de vivienda; así mismo era activo promotor en este Estado de la lucha por la Presentación con Vida de los 43 estudiantes de la Normal Rural “Raúl Isidro Burgo” de Ayotzinapa, Guerrero. Estaba promoviendo la lucha por una Nueva Constituyente, la construcción de la Asamblea Nacional del Proletariado y los Pueblos de México y la realización de la Huelga Política General en México.

  8. El 28 de septiembre del 2014, ante la negativa de los gobiernos Estatal y Federal, de atender la necesidad de vivienda de diversos grupos indígenas migrantes, jornaleros agrícolas, que se establecen en el oriente del Estados de Morelos, muchos de ellos desplazados por la violencia y los fenómenos naturales que han destrozado en los últimos años las comunidades de la Costa Chica y la Montaña de Guerrero, el Frente Popular Revolucionario se dio a la tarea de levantar la demanda con dicho grupo y exigir mejores condiciones de vivienda, laborales, educativas, y se trabajó así la toma de un terreno abandonado por una constructora y con ello apretar la necesidad de atención del gobierno para satisfacer las necesidades de dicho sector, por lo que se instauró el Campamento Indígena Migrante de Ayala (ubicado en carretera Cuautla-Jojutla, frente al balneario el Axocoche) y Gustavo A. Salgado Delgado como representante del FPR en el Estado tomó la tarea de trasladar su estancia en estos últimos 4 meses a dicho campamento para organizar y atender las demandas de las familias ahí establecidas. Sus tareas en dicho periodo oscilaron principalmente en la atención a dicho campamento y a la comunidad de Emiliano Zapata (Chivatero) donde se estaba trabajando un apoyo de gestión de vivienda de FONHAPO para familias de escasos recursos.

  9. En dicho periodo también se dieron algunos momentos de tensión en la comunidad de Emiliano Zapata debido a conflictos de un grupo de la comunidad con el ayudante y otro grupo de la comunidad, debido a que el primer grupo estaba creando conflictos y tomando terrenos comunales destinados para parque e iglesia de la comunidad, a lo que ante la falta de atención del Municipio de Ayala y del gobierno del Estado que fue informado de dicha problemática, el FPR se involucró creando asambleas con la comunidad para cohesionar y dar resolución pacífica a la problemática en apoyo al ayudante que era respaldado por la mayoría de la comunidad.

  10. Cabe resaltar también que entre el periodo de los meses de toma del campamento en diversas ocasiones se presentaron patrullas de la policía municipal y estatal hostigando y cuestionando al compañero Gustavo A. Salgado Delgado y compañeros del campamento sobre el líder del espacio y diciéndoles que no tenían que estar ahí, cuestión que presentó una irregularidad grave ya que se tiene conocimiento de que no hubo una orden abierta de indagación o investigación por la cual los policías tuvieran que llevar a cabo dichas acciones, que más bien parecieran responden a un hostigamiento e intimidación de esos policías dirigidos por alguien más.

  11. En toda su trayectoria de lucha, Gustavo A. Salgado Delgado, estuvo organizando grupos vulnerables como jóvenes por el derecho a la educación, trabajadores por mejores condiciones de trabajo, comunidades por el derecho a la vivienda, grupos en general por el derecho a la salud, a las libertades de organización, expresión y de movilización, por mejores condiciones de vida y el respeto a los recursos naturales de los pueblos; es decir por la defensa de los derechos humanos más elementales de los pueblos de México. POR LO TANTO SE LE RECONOCE NACIONAL E INTERNACIONALMENTE COMO UN INCANSABLE DEFENSOR DE LOS DERECHOS HUMANOS.

HECHOS.

  1. El día 3 de febrero del 2015, alrededor de las 7 de la noche, el compañero Gustavo Alejandro Salgado Delgado, salía de una asamblea organizativa en la comunidad de Emiliano Zapata, conocido también como El Chivatero, ubicado en el Municipio de Ayala; se dirigió hacia la parada de la “combi”, transporte que lo conduciría al Campamento Indígena de Ayala, ubicada a 20 minutos de El Chivatero, en donde lo esperaban para otra asamblea; a la salida de la Asamblea referida en Emiliano Zapata fue la última vez que se le vio con vida al compañero Gustavo A. Salgado Delgado.

  2. Aproximadamente una hora después es decir pasado de las 8 de la noche, los indígenas tlapanecos, mixtecos y nahuas militantes del FPR, que esperaban a Gustavo A. Salgado D., en asamblea del campamento al saber que era tarde y no llegaba a presidir la asamblea, empezaron a llamarle y al no responder el teléfono –cosa inusual, ya que siempre respondía- iniciaron su búsqueda; después de haber hecho un recorrido por el trayecto que debía transitar para llegar al campamento y entrevistarse con los miembros de la comunidad de El Chivatero que decían haberlo visto bajar para tomar el transporte y lo escucharon se dirigía al campamento, llamaron a su esposa para ver si no habría regresado a Cuernavaca eso a las 11pm de la noche aproximadamente a lo que ella respondió que no regresaría y que debía haber llegado al campamento, por lo que se buscó en la policía municipal y se quiso levantar reporte pero ellos negaron poder levantar reporte de desaparición hasta que se dieran mínimo 24 horas de desaparición, acudieron a los separos policiales (centros de detención preventiva), a la Cruz Roja, a los Hospitales y Centros de Salud cercanos, sin encontrar ningún rastro de él.

  3. En los primeros minutos del día 4 de febrero, el FPR por diversos canales comunicó a la Secretaría General de Gobierno y se reportó a las diversas corporaciones policíacas de su desaparición, asociándolo a una Desaparición Forzada ya que el compañero había sido explícito en cuál era su trayecto y se le impidió llegar, exigiendo que se iniciaran inmediatamente las acciones de búsqueda. La respuesta desde este momento por parte de las instituciones del Estado fue negativa, ninguna de los tres niveles de gobierno emprendieron acciones para localizar al compañero Gustavo A. Salgado D. con el argumento que debían esperar que pasaran las 72 horas para empezar la búsqueda.

  4. El día 4 de febrero, desde las 8 de la mañana, la esposa de Gustavo A. Salgado Delgado, se presentó en la Fiscalía Regional de Cuautla para presentar la denuncia por Desaparición Forzada, posterior a una visita al campamento donde ya las personas temían por la vida del compañero; el desinterés de los funcionarios de la Fiscalía y la lentitud con que actuaron, corrieron más de 5 horas para que se obtuviera una orden de búsqueda, y ésta se inició por parte de un equipo de aproximadamente 5 personas miembros de la policía de investigación criminal, hasta pasada las tres de la tarde y pidiendo apoyo de personas de la comunidad para ubicarse en el territorio de Villa de Ayala.

  5. El día 4 de febrero entre las 5 y las 6 de la tarde, la Policía de Investigación Criminal (PIC) del Estado de Morelos, localizó el cadáver de Gustavo A. Salgado Delgado, decapitado y con ambas manos cercenadas, en el paraje conocido como “Las Huilotas”, sobre una brecha que conduce a la comunidad de Las Piedras, Municipio de Ayala, en el mismo Estado de Morelos, esto en el trayecto que recorrían que según ellos recibieron una llamada de que personas encontraron un cuerpo y ellos asistieron para saber si se trataba de él, a lo que no confirmaron su identidad hasta pedir a la esposa acudiera a la Fiscalía al reconocimiento del cuerpo, pero que a referencia de las características físicas, ropa y accesorios se trataba de Gustavo A. Salgado Delgado.

  6. El 4 de febrero en la fiscalía se hizo el reconocimiento por parte de un compañero de años del FPR y un familiar confirmando que se trataba de Gustavo Alejandro Salgado Delgado.

  7. En la madrugada del día 5 de febrero, fueron detenidas 4 personas quienes son acusados por la Fiscalía como probables autores materiales del Homicidio Calificado cometido contra Gustavo A. Salgado Delgado. A lo que ese mismo día hubo reacciones de un grupo político del municipio de Ayala, denominado “La Semilla” o “los victorinos”, quienes se manifestaron afuera de la fiscalía bajo el argumento de que los detenidos eran personas inocentes y que habían sido maltratados en la detención. Esta manifestación fue encabezada por Adelaida Marcelino Mateos, quien hasta ese momento tenía el cargo de Oficial del Registro Civil, del Municipio de Ayala, Morelos; cargo que es designado directamente por el Presidente Municipal, en este caso, Adelaida Marcelino Mateos fue nombrada en ese cargo por José Manuel Tablas Pimentel, Presidente Municipal del Municipio de Ayala, y en medios de comunicación se supo de su inmediata destitución del cargo por no querer que se le asociara al gobierno del municipio por ser hermana de los detenidos.

  8. Después de estas detenciones, la localización del cadáver de Gustavo A. Salgado D., la Fiscalía, transformó la denuncia por desaparición por sólo Homicidio Calificado, con el argumento de que Gustavo A. Salgado D. fue asesinado inmediatamente después de que lo agarran, dejando de lado el tema de desaparición forzada, privación de la libertad y/o secuestro lo cual evidencia el interés de la Fiscalía de descartar las demás líneas de investigación, y descartar la configuración de otros delitos, particularmente la Desaparición Forzada, la Retención ilegal, etc.; lo que deja entrever también su interés por dejar con la menor pena en el mejor de los casos a los 4 procesados actualmente; tampoco se ha mostrado ningún interés por realizar una investigación de fondo, mucho menos de dar con los responsables intelectuales de éste crimen.

  9. Se realizó la diligencia del reconocimiento de la computadora de Gustavo A. Salgado D. por parte de la esposa quien perfectamente reconoció físicamente el aparato, dio previamente las características del mismo, así como proporcionó nombres de archivos ahí contenidos.

  10. Se entabló una mesa de diálogo sobre el caso con Secretario de Gobierno Matías Quiroz y el Fiscal del Estado de Morelos y ambos se comprometieron a abrir las líneas de investigación así como a brindar condiciones de seguridad a familiares, a los miembros de la organización y a la comunidad en Villa de Ayala y el seguimiento ha sido decadente y sin mayor muestra de interés de dar mayor atención al caso, minimizando la denuncia pública que se ha hecho de hostigamiento a la comunidad.

  11. De ahí hasta la fecha (25 de febrero del 2015), ni los Familiares de Gustavo A. Salgado D. ni nuestra Organización, el Frente Popular Revolucionario (FPR), hemos tenido acceso a la carpeta de investigación: Unidad de Investigación de Delitos diversos Equipo D/471/2015, radicada en la Fiscalía Regional con sede en Cuautla, Estado de Morelos. Esta situación está dejando en la total indefensión a los familiares de Gustavo A. Salgado D. y a nuestra organización, el FPR, ya que al ver la falta de seriedad y atención brindado al caso, así como la falta de cuidado de medidas de seguridad y protección a víctimas y testigos, deja ver que no hay un cuidado de velar por el RECONOCIMIENTO DE LOS RESPONSABLES DEL DELITO, LA REPARACIÓN DEL DAÑO Y SOBRE TODO LA NO REPETICIÓN DEL ACTO DELICTIVO.

  12. Por el otro lado, y después de la desaparición y asesinato de Gustavo A. Salgado Delgado, Dirigente Estatal y Nacional del FPR; tanto en la comunidad de Emiliano Zapata “El Chivatero”, como en el Campamento Indígena de Ayala, se ha iniciado un clima de hostigamiento e intimidación por personas vestidos de civil y armadas, que han hecho rondines en las noches cerca de los domicilios de los integrantes del Frente Popular Revolucionario. Aunado a que en asambleas encabezadas por Adelaida Marcelino Mateos y Ramiro Marcelino Mateos, han anunciado que buscarán venganza por la detención de sus familiares, señalando en particular a los dirigentes del FPR y algunos familiares de Gustavo A. Salgado D. como objetivos de su acción de venganza. De esta información las autoridades estatales están puntualmente informadas, y se les ha solicitado el reforzamiento de la seguridad, sin que hasta el momento se esté garantizando la seguridad ni para los miembros del FPR que están siendo hostigados ni para los familiares de Gustavo A. Salgado D.

Por lo anterior, EXIGIMOS:

  1. Una investigación seria, transparente y profunda, hasta llegar a la verdad y alcanzar la justicia por la desaparición forzada y el asesinato de Gustavo Alejandro Salgado Delgado.

  2. Que al Frente Popular Revolucionario y a los familiares de Gustavo A. Salgado Delgado, se permita el acceso inmediato a copias certificadas de la carpeta de investigación sobre el caso, y se acepte en lo inmediato a un abogado coadyuvante en el proceso; dado que las Fiscalía del Estado de Morelos ha dado muestras de desinterés acerca de este crimen.

  3. Garantías de seguridad para la comunidad de Emiliano Zapata “El Chivatero”, el Campamento Indígena de Ayala (ubicado frente al balneario el Axocoche), a los militantes del Frente Popular Revolucionario y a los familiares de Gustavo Alejandro Salgado Delgado. Responsabilizamos al Gobierno de Graco Ramírez y de Enrique Peña Nieto de cualquier agresión que puedan sufrir estas personas que hoy por hoy se encuentra en un alto grado de vulnerabilidad.

  4. Solicitamos medidas cautelares para proteger la integridad física y la vida de todos los mencionados en el punto anterior, así como que se vele por la justicia, verdad, la reparación del daño y sobre todo la no repetición de un acto delictivo en contra de los ya mencionados.

  5. A los Organismos Nacionales e Internacionales de Protección de los Derechos Humanos que: En la medida de sus atribuciones externen al Gobierno Mexicano su preocupación ante la gravedad de estos hechos e insten al gobierno mexicano a que atienda las peticiones planteadas.

  6. A la Comisión Nacional de Derechos Humanos y los organismos protectores de derechos humanos en las entidades federativas pedimos: Desde el ámbito de sus competencias exhorten al ejecutivo federal, al ejecutivo del estado de Morelos y al propio organismo de derechos humanos de esa entidad a que tome las medidas necesarias para garantizar la investigación objetiva del delito cometido en contra del activista Gustavo Salgado Delgado.

  7. A las organizaciones de la Sociedad Civil, a las organizaciones no gubernamentales y defensores de derechos humanos en general, les solicitamos: De manera solidaria hacer suya la presente acción urgente, remitiéndolas a cada una de los destinatarios por los medios de comunicación a su alcance y difundirla en la medida de sus posibilidades para dar a conocer la desaparición del activista Gustavo Salgado Delgado.

ATENTAMENTE.

¡Unidad de Todo el Pueblo por la Emancipación Proletaria!

Florentino López Martínez

Presidente Nacional.

FRENTE POPULAR REVOLUCIONARIO.

fprmx@yahoo.com.mx

cel. 9511771341

Explore posts in the same categories: Prensa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: